El 13ro Rito de Munay-Ki es un linaje espiritual. 
 
Es una bendición para nuestro útero, que es un lugar de creatividad. Este rito nos trae una transformación enorme de la energía y nos ayuda a tener equilibrio de nuestro centro de la creatividad.
Muchas personas todavía sienten el dolor y pena de sus madres, abuelas y antepasados, algunas tuvieron experiencias traumáticas en esta vida las cuales no las dejan estar felices y con alegría. La energía de cura de esta bendición va a activar el poder femenino, todos tenemos nuestra parte masculina y femenina.
 
El espíritu femenino de la selva nos recuerda esta vital y simple verdad:
 
 “El útero no es un lugar para guardar miedo o dolor; el útero es para crear y dar luz a la vida”
 
Muchas veces hemos visto perdido nuestro poder personal por errores y fracasos. Nos conectamos más con el mundo racional que con nuestro mundo emocional. Todo esto lo cargamos en nuestro útero y vamos perdiendo nuestro ser femenino. 
El útero es el símbolo del poder, creatividad y a la vez es el símbolo del receptáculo donde nace una nueva vida. Y esto no sólo tiene que ver con la vida humana, si no dar vida a cualquier situación o proyecto que queramos en nuestras vidas.
Hemos recibido el rito del útero de un linaje de mujeres medicina. Este rito es una manera de comenzar el proceso de limpieza de nuestro ser femenino y nos ayuda a fortalecer nuestro poder y nuestra creatividad tan trascendente en nuestras vidas.
 
 
“Cada mujer que se sana a sí misma contribuye a sanar a todas las mujeres que la precedieron y a todas aquellas que vendrán después de ella”.
 
Christiane Northrup